Aldrete, Bernardo
Varias Antigvedades De España, Africa Y Otras Provincias — Amberes, 1614

Seite: 437
Zitierlink: i
http://digi.ub.uni-heidelberg.de/diglit/aldrete1614/0467
Lizenz: Creative Commons - Namensnennung - Weitergabe unter gleichen Bedingungen
facsimile
de Africa. 4^7

de noticia entera de todas, 1 sus lenguas. .El que la dio maior fue Ar-
nobio Afro, el qual aunque algunos quieren,que no sea vno mismo el,
que escriuio contra gentes,i sobra los psalmos,íino dos diferentes; con
todo me persuaden mas las razones i fundamentos de los que afirman
lo contrario. E s para mi, que me conuence,que supo leuantar de pun-
to su estilo, quandoconuenia,imostrarenella fuerca déla eloquen-
cia contra la altiuez, 1 arrogancia de la ciega gentilidad- para que en-
tendiere, que quien dezia, 1 sabia todo aquello con tanta eminencia,
i tenia sabiduna para dar le el punto,que el mas eloquente délos suios
310 lo supiera; i confeíTaua lo contrario,, estaua cierto de la verdad , 1
que lo que le auia mouido a percibir,no eran flacos ni vanos argumen-
tos sino solidos, i inuincibles, llenos de verdadera dodrina. I como
ella entena a seguir eldesprecio del siglo,i la humildad,! huir la arro-
gancia i vana presuncion del vulgo profano.Desta manera se ama con
los queprofeílauan lo mismo acomodando se a lasenzillez, i sinceri-
dad humilde de los fieles, para los quales declaro los psalmos, con que
se most.ro tan sabio i prudente en lo vno como en lo otro. I aun en lo
que escnuio contra gentes no pudo encubrir esto mismo no íiendo en
todo igual a fí mismo, que avezes se abate i humilla, i aíli lo noto
SanHieronymo. Arnobim inátquaUs. Sino es que habla el Sanólo de la Inep
desigualdad, que ai del vn libro al otro, sibien, en el de los psalmos a FaHl*
vezes se lebanta, i realca el estilo, con quemuestra que fue varón sa-
bio i prudente. No lo suera si vsara del miímo estilo 1 modo en impu-
gnar i confundir a los que no le atendieran, sino era hablando les con
el, que ellos mas estimauanipreciauan: i en el declarar a laEscritura
atendiendoal bien, iaprouechamientode losqueenseñaua, i ala pe-
quenez con que sentian de íí. Hizo esto mismo San Auguílm 1 lo afir-
ma en algunas partes: vsaron lo muchos San¿tos. Haze mas cierta esta
opinión alegando lo el Venerable Beda, 1 también nuestro nobilissi-
mo Albaro en su indiculo luminoso, el qual esta ageno de auer puesto
otro las manos en el, porque se guarda original en esta San ¿ta Iglesia.
i en el lo cita sobre el Psalmo xv 111.1 las palabras que pone son pun-
tualmente las mismas, que estanen los libros \vajpi'QstosJri¿\zQ3Egre-
giusdocíor Arnobim3 sintiendo del con la estima, que haze de los San-
dos, que allí trae. Aíli que el gran Arnobio dize: Cham vero fecunda v/kl.ieú
jitius Noe a Rhinocoruris vfque G adir a. habcns linguas, fermone Púnica a
parte Garamantum} Latina a parte Bare£} Barbárico a parte meridiani3
JEthiopum, & ALgyptiorum> ac barbar¿g interiaribm vario fermone nu-
mero viginti duabm lingu¿$} w patriis nonaginta quatitor- Estas mismas
palabras refiere del El Arcobispo de Viena Adon, 1 dize: Phalec inter-1

Atate 1, ñTU

gretaturdimfiOt cui propterea tale nomenparentes impofuerunt}qma tem- T 758,
loading ...