Polski Instytut Studiów nad Sztuką Świata [Editor]
Sztuka Ameryki Łacińskiej: studia o sztuce kolonialnej, nowoczesnej i współczesnej — 3.2013

Page: 102
DOI article: DOI Page: Citation link: 
https://digi.ub.uni-heidelberg.de/diglit/aal2013/0106
License: Free access  - all rights reserved Use / Order
0.5
1 cm
facsimile
102 JORGE Luis MERLO SOLORIO



cido, prácticamente asistiríamos a la despedida de un desafortunado mellizo
que ha caído en las garras de la enfermedad, mientras es animado por su idén-
tico hermano.




Terminemos esta exposición de pruebas con un cuadro que entreteje ele-
mentos de todos los estilos. (fig. 8) Una columna de fuste liso, soporta en su del-
gado capitel a San Miguel arcángel, dispuesto a embestir al retorcido demonio
que yace subyugado a sus pies. Rocallas garigoleadas de composición fitomor-
fa, segmentan el cuadro en tres espacios: la psicomaquia funge como remate de
la obra; a la derecha, San Francisco Javier agoniza en China; a la izquierda, el
tránsito josefino. El deceso cumple con la constitución clásica -menaje novohis-
pano, Cristo y María a los costados de San José y ángeles varios-, pero utiliza
las cobijas ocres de los modelos europeos, denotando el conocimiento y/o posi-
ble influencia de éstos. En cuanto a la fisionomía josefina, el cuadro ofrece ines-
timable dato: un fragmento literario alusivo al suceso, fue trazado en la esqui-
na inferior izquierda. Dice así: O nimis felix, nimis o beatus, / Cujus extremam
vigiles ad horam / Christus et Virgo simul astiterunt / Ore sereno””. El mismo
verso latino es incluido por Interián de Ayala en su laureada obra, empeñado en
comprobar la viabilidad de personificar anciano a San José en su tránsito:

Y que este varón santisimo (lo que no ha sucedido a ninguno de los mor-
tales) muriese estando a su cabecera Jesús y Maria, no solamente es el
parecer de hombre píos y católicos, sino que es sentencia que la mis-
ma iglesia parece aprobarla expresamente cuando de este esclarecido pa-
triarca, pía y elegantemente canta:

30 ¡Oh felicísimo, oh dichosísimo! / Aquel a quien, en la última hora, / juntamente asistie-
ron Cristo y la Virgen, / serenamente. Agradezco al padre Alfredo Ramírez Jasso por la traduc-
ción del texto.
loading ...