Polski Instytut Studiów nad Sztuką Świata [Editor]
Sztuka Ameryki Łacińskiej: studia o sztuce kolonialnej, nowoczesnej i współczesnej — 4.2014

Page: 151
DOI article: DOI Page: Citation link: 
https://digi.ub.uni-heidelberg.de/diglit/aal2014/0155
License: Free access  - all rights reserved Use / Order
0.5
1 cm
facsimile
Hechos hierofánicos y experiencias místicas

151

propia vida. “Y esto mismo lo lleva a reconocerse a Cuauhtemoc, el joven Em-
perador azteca destronado, torturado y asesinado por Cortés”24.

Otras razones que facilitaron la evangelización

La estructura de la religión en México para el momento de la llegada de
los españoles no estaba ni bien definida, ni consolidada, además no constituía
un sistema unificado. Al contrario de todo ello era una amalgama de diferen-
tes formas de creencias25, que ocasionaron la posibilidad de incorporar a su vez
otras creencias.
Por otra parte los misioneros europeos dedujeron que el “vacío religioso”
ocasionado por la destrucción del aparato estatal se debió en gran parte a un
“vacío de costumbres”, ya que según el mensaje de los conquistadores; los in-
dios mesoamericanos no sentían la diferencia entre el trabajo y el tiempo libre,
pues la labor era una ceremonia colectiva y sagrada. Tal como escribe Octavio
Paz en “El laberinto de la soledad”:

(...) por la fe católica los indios, en situación de orfandad, rotos los la-
zos con sus antiguas culturas, muertos sus dioses tanto como sus ciuda-
des, encuentran un lugar en el mundo (...) Se olvida con frecuencia que
pertenecer a la fe católica significaba encontrar un sitio en el Cosmos. La
huida de los dioses y la muerte de los jefes habían dejado al indígena en
una soledad tan completa como difícil de imaginar para un hombre mo-
derno. El catolicismo le hace reanudar sus lazos con el mundo y trasmun-
do. Devuelve sentido a su presencia en la tierra, alimenta sus esperanzas
y justifica su vida y su muerte26.
Los europeos se aprovecharon de esa situación y por ello le ofrecieron
a los pueblos indígenas la posibilidad de llevar nuevas ceremonias y trabajos,
como por ejemplo construir los edificios que poseyeran un carácter religioso.
Las edificaciones eclesiásticas jugaron no sólo un papel primordial como lugar
donde se ofrecían ceremonias de carácter sacro, sino que igualmente se trans-
formaron en escuelas, teatros o en lugares de encuentro27. Inclusive debemos
afirmar que en todo México las iglesias y los edificios públicos fueron levanta-
dos de acuerdo con el estilo que imperaba en el mundo hispánico.
Entre los elementos que facilitaron la difusión del catolicismo podemos
calificar igualmente: la red de misiones creadas y conventos construidos en di-
24 Paz 1993: 100-101.
25 Frankowska 1987: 179.
26 Paz 1993: 124.
27 Osorio-Mrożek 1999: 163.
loading ...